El Correo Ilustrado

La Jornada, Ismael Cano Moreno, pág. 2.-

Ismael Cano Moreno, Congreso Social Hacia un Nuevo Constituyente, escribe: «En este momento la política económica no puede seguir siendo exclusividad de la superestructura, los poderes político y financiero, porque el viejo régimen prianista nos dejó en ruinas. Por ello, la relevancia de que en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020 -que el Ejecutivo federal acaba de entregar al Legislativo- exijamos nuestro papel fundamental; somos origen y destino, no es un favor, ni dádivas y capricho: acá tenemos proyecto y propuesta. Según el secretario de Hacienda, Arturo Herrera, en el PEF de 6.1 billones de pesos se privilegian bienestar social, seguridad y apoyos fiscales a Petróleos Mexicanos. Bien, pero con todo y austeridad y ahorro es insuficiente. Subir la recaudación fiscal por lo menos a 25 por ciento del producto interno bruto -hoy 16 por ciento-; cobrar a la oligarquía financiera, hacer uso de parte de los recursos de las Afore, 3.7 billones de pesos, subcuentas de retiro, en convenio de Estado con los trabajadores, retirados y en activo.